lunes, 30 de noviembre de 2015

Gobernabilidad


“Para gobernar se precisa firmeza, pero también mucha flexibilidad y paciencia.” (Lacordaire)

En el siglo pasado, a partir de la década del 90, la palabra “gobernabilidad” ocupó un lugar en el quehacer político. Expresión que considera el compartir, asumiendo responsabilidades, la toma de decisiones en la dirección de una sociedad organizada. Es un estilo de conducción donde la interacción cooperativa se da entre los actores sociales que buscan el bien común.

El legislador Solón de Atenas (640 a C-558 a C) decía a sus discípulos: “Aprende a gobernarte a ti mismo antes de gobernar a los otros.” Siguiendo esa línea de reflexión, pero en otro contexto cultural y geográfico, el pensador chino Confucio (551 a C-478 a. C) descubría la respuesta al preguntarse: “¿Uno que no sepa gobernarse a sí mismo, como sabrá gobernar a los demás?”

El filósofo griego Platón (427 a C-347 a C) utiliza el verbo gobernar, a modo de metáfora, para guiar a sus conciudadanos. De ahí que el liderazgo y la colaboración constructiva son cualidades que exige la auténtica gobernabilidad.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.