jueves, 31 de diciembre de 2020

El otro Maradona


“Crea fama y échate a dormir.” (Refrán)

El disfrutar de cierta popularidad o prestigio es una carta de presentación ante los demás.

¿Quién no conoce al que fue un futbolista de fama mundial, de nombre Diego Armando? Memorable por sus destrezas en el juego y su modo de vida. En cierta ocasión, manifestó con sinceridad: “Estoy arrepentido del 99% de todo lo que hice en mi vida, pero el 1% que es el fútbol salva el resto.”

El otro connacional tiene idéntico apellido, pero de nombre Esteban Laureano, (1895-1995) fue un médico rural. Además, escribió sobre fauna, flora, antropología y se destacó por su abnegación con los aborígenes de la provincia de Formosa. Nació en la ciudad de Esperanza, Santa Fe, un 4 de julio y esa fecha se declaró por Ley 25.448 como el Día Nacional del Médico Rural.

A modo de resumen de lo que fue su vida, vale recordar lo que dijo en una oportunidad: “Si algún asomo de mérito me asiste en el desempeño de mi profesión, éste es bien limitado, yo no he hecho más que cumplir con el clásico juramento hipocrático de hacer el bien a mis semejantes.”

Ambos protagonistas poseen igual apellido, pero difieren en la personalidad. El más joven ha sido habilidoso en el fútbol y el de más edad sobresalió por su vocación de servicio, éste fue el otro Maradona.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.