sábado, 21 de diciembre de 2013

59 entre 65


 “Donde hay educación no hay distinción de clases.” (Confucio)

La numerología se halla fuera de la disciplina matemática y es considerada una pseudociencia. Es una práctica, según tradiciones y creencias, que vaticina en base a los números del sistema decimal.

¿Quién no se inquietó por algo que soñó alguna vez? Muchos aficionados a la quiniela, al recordar la representación onírica que han tenido, apuestan dinero en alusión a un número insinuado. Por ejemplo, si  sueñan con plantas juegan al número 59 o si dormidos evocan imágenes que esbozan a un cazador, juegan al número 65.

Recientes versiones periodísticas dieron cuenta que nuestros educandos fueron evaluados en referencia a la calidad educativa demostrada y del puesto 58 descendieron al 59 entre 65 países participantes. Guarismos estos que pueden ser considerados o no, por quienes juegan a la quiniela.

La educación no es una variable independiente de lo social. No se han de dar respuestas aisladas a un tema tan complejo, que exige una política constante y bien definida. Pero, cuando de enseñanza aprendizaje se trata, los dígitos mencionados son  una seria advertencia que exigen una prevención inteligente y una gestión eficaz, con planificaciones estratégicas, para no dar cabida al azar, porque:”toda desgracia es una lección.”(Proverbio turco)

domingo, 1 de diciembre de 2013

Bronca


Al experimentar desazón por algo o por alguien, ¿quién, alguna vez, no expresó su bronca con vehemencia? Al respecto, el diccionario de la lengua española la denomina como  una irritación,  disgusto o enojo que se da  por  una irregularidad  individual o social.  De ahí las expresiones: “me  da  bronca” o  “tirar  la bronca.”

El tango titulado  “Bronca” fue grabado en  julio de 1963. Edmundo Rivero compuso su música y Mario Battistela  es el autor de la letra  que  crítica  la modernidad por  descalificar  al  decente y honrado. Rememora  a ese otro  tango  de  Enrique Santos Discepolo,  quien  allá por el año 1934 adjudica el malestar existencial  al “¡Siglo veinte, cambalache, problemático y febril…!”
En el año 1970, Pedro y Pablo, banda conformada por Miguel Cantilo y Jorge Durietz, autor y coautor respectivamente, interpretan “La marcha de la bronca.”  En ella expresan   su pesadumbre porque: “No puedo ver tanta mentira y tanto desastre organizado.”  “Bronca porque matan con descaro pero nunca nada queda claro.”  Pero, a pesar de todo, manifiestan  su  ilusión: “Bronca que también es esperanza…”  

¿Las causas?  Pueden ser múltiples y  variadas. El acierto está en descubrir los motivos para  proceder racionalmente  y acertar equitativas  soluciones. En toda convivencia  el conflicto siempre está latente. El saber apaciguar los ánimos depende del  nivel de inteligencia que se tenga  y de la buena voluntad que se brinda. ¿Por qué? Porque: Con el puño cerrado no se puede intercambiar un apretón de manos. (Indira Gandhi)

martes, 19 de noviembre de 2013

Trascendencia del quehacer docente.



Encuentro previsto. (Oct. /Nov. 2013)

 Lugar: San Martín de los Andes. Prov. de Neuquén.

Tema: Trascendencia del quehacer docente. 

Responsable: Prof. Lic. Roque Filosa.

Objetivo: Que los  participantes, atentos a su modo de ser,  reflexionen en base a su desempeño, docente, profesional,  didáctico y pedagógico.

Idea motivadora: “Genio y figura hasta la sepultura” (refrán) 





jueves, 24 de octubre de 2013

Palabras necias


“No abras los labios si no estás seguro de lo que vas a decir, es más hermosos el silencio.” (Proverbio árabe.)
 
El ser humano cuando transmite los significados de su discurso intelectual puede exteriorizar sus intenciones u ocultarlas. El lenguaje forma parte de la transferencia comunicativa y nos permite conectarnos con la realidad del mundo exterior, en coincidencia o no con nuestro modo de ser, de hacer y de pensar.

¿Quién pronuncia palabras necias? Aquel que no tiene conocimiento cierto de algo y habla por hablar, con una intención determina o no. Además, suele ser imprudente por expresarse en el momento inoportuno o en el lugar equivocado. Sus palabras suelen carecer de coherencia lógica o ajustarse a las circunstancias.

La sabiduría popular, según el refranero español, aconseja que: “A palabras necias oídos sordos.” ¿Cómo? Dando muestras como si no se las atendiese por convenir a la salud mental y a la sana convivencia. Se ha de evaluar las pretensiones de quien habla de ese modo porque sus dicho no son positivos. Es beneficioso restar importancia a tales las necedades y hacer oídos sordos. ¿Por qué? “Porque no hay peor sordo que aquel que no quiere oír.”

jueves, 26 de septiembre de 2013

Hay relatos y relatos….

El concepto relato posee connotaciones diversas en el idioma español. A veces hace referencia a un cuento aunque se distingue de éste por su variedad narrativa. Como género literario obliga a enfatizar situaciones esenciales propias de la narración y a sintetizar lo más importante.
Quien describe un acontecimiento es el transmisor de ese relato. En nuestro medio, el destacado locutor y periodista deportivo José María Muñoz (1924-1992) se lo recuerda como  “el relator de América”.
 

Si el modo como se detalla un hecho se ajusta a la realidad será verídico, caso contrario ficticio, fantasioso o fingido al igual que los cuentos.

Hay relatos y relatos que influyen socialmente y entonces “cuando uno vive como piensa, acaba pensando cómo vive.” (Gabriel Marcel)

martes, 27 de agosto de 2013

Doble discurso


En el idioma español, el concepto discurso significa: “capacidad reflexiva que posibilita inferir razonamientos.” También, alude a la redacción de determinados textos enunciados en disímiles ámbitos sociales.

El discurso oral y su mensaje tienen connotaciones sugestivas como  ser captados por un número indeterminado de oyentes y ser audible directa o indirectamente, aunque su alcance físico sea limitado. Quien lo emite puede enfatizar sus argumentaciones según su personalidad, adecuándose  a las circunstancias y al nivel intelectual de su auditorio.

¿Qué sucede cuando hay incoherencia entre lo dicho y la intención de quien se expresa? Surge un doble discurso porque hay algo que aprueba comentarios equívocos. El primer damnificado es quien ocasiona esa confusión interpretativa. El discernimiento de esa situación queda sometido a la aplicación de los principios éticos o morales. ¿Por qué? Porque “no hay nada más espantoso que la elocuencia de un hombre que no dice la verdad.”(Carlyle)

sábado, 27 de julio de 2013

¿De qué democracia hablan?


Disfrutar de un sistema de gobierno democrático es sinónimo de vida ciudadana participativa y libre. El vocablo se origina en Grecia y nos remite a la intervención del pueblo en el gobierno, en la búsqueda del bienestar comunitario. 

La ciencia política hace sus aclaraciones al respecto. 

En la democracia directa o pura la soberanía reside en los ciudadanos, sin necesidad de ser representados, deliberan en asamblea y ejercen así el poder. Es factible en determinadas comunidades. 

En la democracia representativa o indirecta el pueblo elige a sus gobernantes que lo representa. Puede adoptar las siguientes modalidades: Presidencialista, donde quien gobierna como presidente elige a sus ministros y secretarios. Parlamentaria, que restringe la autoridad de quien preside. El Parlamento es el eje central de toda acción de gobierno. Colegiada, porque el mandato ejecutivo lo ejercen n algunos miembros del Parlamento, elegidos a tal efecto y uno de ellos periódicamente se establece como presidente. 

En el ejercicio de la democracia representativa hay tres poderes de Estado. El legislativo: formula las normas jurídicas. El ejecutivo: hace cumplir las leyes. El judicial: legalmente resuelve los conflictos. 

El concepto democracia incluye un determinado perfil cuyos criterios de convivencia tienden al bien común, en beneficio de todos. En ella el pueblo se manifiesta y en una República se respetan sus leyes. 

Entonces, con claridad de ideas podemos hablar de democracia.

martes, 25 de junio de 2013

Atrapados, ¿sin salida?


“Atrapados sin salida” es el título de un film  estadounidense  estrenado el 19 de diciembre de 1975. Fue una realización  galardonada con merecidos premios.  Su argumento es una crítica que despliega una sagaz mirada social.

Ser  atrapado significa haber  sido aprehendido  o  haber  perdido la libertad.

El italiano Giovanni Sartori  publicó en 1997  un  libro titulado “Homo Videns.”   En él destaca  que los Medios Masivos de Comunicación influyen en  el  hombre por las  imágenes que ofrecen y  hasta pueden paralizar  su capacidad de pensar. (“Homo Sapiens”)

Se ha constatado que las tecnologías de la comunicación  fomentan realidades virtuales alterando  la noción del tiempo y del espacio. La información invade la  intimidad individual con asombrosa rapidez y  acorta  distancias. Esos datos pueden ser  ciertos, dudosos o ambiguos y  afectan subjetivamente la conducta de las personas suscitando curiosidad o indiferencia.


 Si la imagen  satisface a quien la ve y lo  induce a   una actitud  pasiva, lo ha  aprisionado. En cambio, si quien la percibe reflexiona y  no se deja atrapar es porque  se orienta a hallar una  salida con coherencia lógica.

lunes, 27 de mayo de 2013

¡Qué sin vergüenza!




Esta expresión involucra multifacéticas situaciones y  diversidad de sentimientos encontrados. 

Aristóteles (384- 322), filosofo griego, en su obra titulada “Moral a Nicómaco,”  en el libro cuarto, capítulo IX,  argumenta sobre el pudor y  la vergüenza.  A ésta la  define  como “el  miedo a la deshonra.”

Cuando uno se valora  en su modo de pensar, decir y hacer, se estima y aprecia. Si  siente vergüenza  por sus hechos, es la voz de su conciencia  quien lo enfrenta con su autoestima y con  el juicio crítico propio o ajeno. La ponderación positiva  de algo o de alguien  se  da con el  equilibrio del buen proceder  y en armonía con el  bien común. En cambio, una estimación errónea  quebranta la sensatez. 

Es obvio que uno se afane por “estar bien” porque  eso le proporciona “un bienestar.”  Pero, no es correcto  sustituir un  “bien real” por  “un bien aparente” cuyos móviles son entre otros: la  ambición de poder  o la obtención de recursos materiales. Surge un relativismo moral reñido con las buenas costumbres y un escepticismo donde “todo vale.”
 
Quien procede bien,  honra su cordura   con actos que son como deben ser, tanto en  sus causas como en sus efectos. Es garante porque la responsabilidad es una cualidad de la persona y  una  condición  de la conducta ética.

Quien no le teme  ni en su fuero íntimo ni socialmente a la deshonra,   es un  sin vergüenza.

sábado, 27 de abril de 2013

Miopía




Quien padece de miopía no ve  con precisión los objetos  lejanos, pero sí los cercanos. Hay correctivos visuales que ayudan  a  percibir  mejor el contexto  circundante. Las anomalías de los ojos  incomodan y  deforman la visión de la realidad.

Las desigualdades sociales y la falta de consenso alteran los  sentimientos,  las emociones y las  pasiones.

Quien dialoga, con  discrepancias o no, expresa  su  personalidad y  educación. Sus gestos,  vocabulario  y   acciones  manifiestan  intereses y motivaciones.

Se ha de evaluar los argumentos y sus consecuencias;  proceder con serenidad y comprensión, porque las palabras, al igual que  el tiempo y las oportunidades,  viajan  con  pasaje de ida pero no de regreso.

 En la convivencia   como en la miopía, se ha  de  recurrir a componentes  que ayuden a  interpretar cada situación real  y  evitar distorsiones.

sábado, 23 de marzo de 2013

S.O.S. en Alejandría.

 
El emperador Alejandro Magno, en alusión a su persona, a orillas del mar Mediterráneo, fundó la ciudad de Alejandría (Siglo III a. C). Allí, Tolomeo I creó una  biblioteca que albergó  cerca de un millón de   rollos  manuscritos en papiros. Un  voraz incendio la destruyó y entre sus ruinas perduró latente un S.O.S, en demanda de  auxilio.
 

Jorge Luis Borges, en un artículo periodístico, afirmó: “Quemar libros y erigir fortificaciones es tema común de los príncipes." Frase cuyo contexto  apunta al emperador chino Shih Huang Ti (260-210 a. C)  quien levantó la emblemática muralla y  destruyó  todos los libros impresos con anterioridad a su mandato.

Ingresar en el universo de la literatura y sumergirse en la lectura puede provocar un sinnúmero de efectos o ninguno. Bien dijo Séneca, filósofo hispano-romano, que “no es preciso tener muchos libros, sino tenerlos buenos”.

Aquel S.O.S, cual eco lejano que surgió entre los papiros de la  biblioteca  Alejandrina, aún subsiste porque “un libro abierto es un cerebro que habla; cerrado, un amigo que espera; olvidado, un alma que perdona”. (Prov. Hindú)

Hoy,  la tecnología pone a nuestro alcance  la imagen,  la palabra y el  libro. Es una  realidad que haya tantos  textos como potenciales lectores. Plinio el joven, escritor romano, insinuó con convicción: “Leed mucho, pero no muchas cosas.”

Una atinada selección literaria reafirma el dicho latino “librum liberat.” ¡Sí!  La asimilación adecuada de un libro  nos libera de la desazón intelectual, de los prejuicios y de la ignorancia. ¿Por qué? Porque “los mejores compañeros en las horas desocupadas son los buenos libros”. (Prov. Árabe)

miércoles, 20 de febrero de 2013

¿No avanzar es retroceder?

                              
Los beneficios  tecnológicos y científicos movilizan  los cambios  sociales. La variedad de artefactos con sus características asiste  a  sus consumidores,  insinúan destrezas, otorgan experiencias y proponen capacitaciones.

 El uso de internet y  los  medios audiovisuales auspician cursos de  formación  y perfeccionamiento para un desempeño   eficaz  en lo laboral y en la convivencia social.

 La fuerza de voluntad  y la perseverancia en quien aprende  garantiza  la   adquisición de  conocimientos y  la organización de la información. Bien dice el  refranero popular: “Más hace el que quiere que el que puede.”

Fedro, (15-55)  poeta romano y escritor de fábulas,  alega: “El hombre instruido lleva en sí mismo sus riquezas.”  Este enunciado  en relación a la instrucción y a la  cultura, se  complementa  con la frase citada  por  el ciudadano  romano Marco Tulio  Cicerón (106 a C - 43 a C) y atribuida a Bías de Priene, uno de los siete sabios de  Grecia:"Todo lo mío lo llevo conmigo".

Edward Emily Gibbon  (1737-1794) historiador  británico  ha dicho con razón: “Todo lo humano, si no avanza, debe retroceder.” De ahí la necesidad  de progresar en los aprendizajes, lo cual  justifica la capacitación continua y el “aprender a aprender.”  ¿Por qué? Porque el filósofo griego Diógenes, conocido como El Cínico (412- 323 AC) exclamó  ante Zenón de Helea (490-430 AC) que: “el movimiento se demuestra andando.”  Si uno es superado  por las circunstancias y se  detiene: no progresa. Entonces, replegarse, no avanzar es retroceder.

 

lunes, 21 de enero de 2013

Es de admirar.




La admiración  manifiesta  el positivo aprecio por algo o por alguien y la valoración de  sus cualidades o modo de ser. Hay acontecimientos y personajes dignos de admirar. Entre ellos se destacan  quienes, siendo de edad avanzada,  concretaron sus aspiraciones y proyectos.

Sócrates, filósofo griego ateniense. (470-399 a.C.)  En su senectud aprendió a tocar algunos instrumentos musicales.

Catón, militar, político y escritor romano.  (234 a. C-149 a. C)  A la edad de 80 años se abocó al estudio del idioma griego.

Plutarco, escritor griego. (45 d. C-120 d. C) Coronó su ancianidad aprendiendo latín.

Thomas Faifax, militar inglés (1612-1671)   Se destacó en tiempos de Carlos I y al retirarse del ejército obtuvo un doctorado en la Universidad de Oxford.

Colbert, Juan Bautista de nacionalidad  francesa. (1619-1683) Notable estadista  en el reinado de Luis XIV, al sobrepasar los 60 años  estudió  latín y  jurisprudencia.
 
En los casos mencionados  y en otros similares, cabe enfatizar la frase atribuida al historiador griego Diógenes  Laercio: (215 d. C-250 d. C) “Más vale tarde que nunca” en respuesta a quien  argumentó que a su edad era demasiado tarde para estudiar música.

Se comprobó científicamente que el cerebro humano al ser estimulado  logra cambios y posibilita aprendizajes. Esta  reacción  y respuesta  a toda nueva información, a lo largo de  la vida, se denomina “neuroplasticidad” que también es de admirar.